En el contexto de exiguas cifras de donantes de órganos, se ratifica la condición de donante de todo mayor de 18 años y la obligación de manifestar la oposición a dicha condición ante notario.

Las cifras de donaciones de órganos en Chile son escasas y, en vez de ir en aumento han seguido disminuyendo. Es por ello que la ley Nº 19.451, que las regula, ha sufrido sucesivas modificaciones, siendo la última la ley Nº 21.145, de 12-03-2019, con miras a incentivar la donación universal de órganos.

En este contexto, toda persona mayor de dieciocho años será considerada, por el solo ministerio de la ley, donante de sus órganos una vez fallecida. Por ello, quienes no desean serlo deben manifestar su negativa ante notario. Luego, el notario deberá remitir esa información al Registro Civil de Identificación para que sea incorporado al Registro Nacional de No Donantes. (art., 2 bis, inciso 2º, del texto refundido).

En el evento de no existir parientes directos del difunto que puedan acreditar su condición de no donante, al momento del deceso, se tendrá como voluntad presunta, la de ser donante.
Cuando el difunto no estuviere inscrito en el Registro Nacional de No Donantes se presumirá su voluntad de ser donante. En tal caso, los familiares serán informados acerca del procedimiento a seguir.(art., 2 bis, inciso 7º, del texto refundido).

En esta normativa, desde el 7-06- 2013, un fallecido no será considerado donante, si antes del
momento en que se decida la extracción del órgano, se presenta una documentación fidedigna,
otorgada ante notario público, en la que conste que en vida manifestó su voluntad de no ser
donante.

En caso de fallecimiento de menores de dieciocho años, sólo sus padres o su representante legal podrán autorizar, de manera expresa, la donación de sus órganos (art. 10, ley 19.451, texto refundido).

La modificación introducida este año por la ley 21.145, faculta a quienes figuren en el registro de no donantes, para revocar en vida su inscripción en cualquier momento, expresando dicha
voluntad ante el Servicio de Registro Civil e Identificación. (art., 15 ley 19.451, texto refundido).

Dentro del año siguiente a la entrada en vigencia de la ley 21.145, es decir, a contar del 12-marzo-
2019, las personas que manifestaron su voluntad de NO ser DONANTES, de acuerdo a la ley Nº 20.413, deberán RATIFICAR dicha manifestación mediante declaración prestada ante el Servicio de Registro Civil, un notario público o el funcionario respectivo al momento de solicitar la renovación de la cédula de identidad o licencia de conducir. De mantener el declarante su decisión de No Donante, se incorporará al margen de la inscripción en el registro Nacional de No Donantes. Además, el Ministerio de Salud informará, mediante carta certificada o cualquier otro medio de comunicación, a cada una de las personas que estén obligadas a ratificar su condición de no donante, que deberán hacerlo dentro del plazo de un año ya referido. Si transcurre el plazo de 1 año, sin haberse manifestado la voluntad, se entenderá que son donantes universales de órganos. (art. 1º transitorio Ley 21.145 de 12-marzo-2.019, que modificó la ley 19.451, sobre Trasplante y Donación de Órganos).

Vencido el plazo señalado en el párrafo anterior, el Servicio de Registro Civil e Identificación
tendrá 180 días corridos, para actualizar y consolidar los datos del Registro Nacional de No
Donantes. (art 2º transitorio Ley 21.145, de 12-marzo-2019).